Pink Martini: Una banda que no envejece | AlterEXA

Marquesina de Pink Martini en el Paramount

Hay bandas que con los años apenas se mantienen, siguen su cauce natural y pasado su punto más alto de popularidad, van en descenso. Sin embargo el pico más alto en popularidad no necesariamente debe serlo en calidad, a veces así ocurre, muchas bandas por ejemplo se vuelven famosas con sus primeros sencillos y disco, y se pierden en los charts para el tercer disco, alcanzando entonces una cohesión como grupo maravillosa, es el caso por ejemplo de Gorillaz, quienes a pesar de seguir vigentes, ya no son el boom que Clint Eastwood significó, pero su música es mejor que nunca.

Otros siguen sólo puliendo su talento y explotándolo, como Mike Patton por ejemplo, un genio, Jack White, o Tom Morello. Y la banda que revisamos hoy, Pink Martini, es un ejemplo aparte, quienes no terminan de explorar individualmente y en conjunto su calidad musical y alcances.

Han pasado ya años desde que Je ne vai pas travailler cautivó al mundo con su coquetería descarada y juguetona, una canción pegajosa inclusive para ser en francés (no discriminó, pero la métrica del lenguaje francés no lo hace fácil para dominar la música popular, la historia así lo confirma). El disco además, era una salvajada, una pureza de lenguajes, ritmos, autores, arreglos y estilos heterodoxa, digna del nuevo milenio.

No era pop, pero sí; no era acid jazz, pero sí; no era folklor, pero sí; etcétera. De ahí en adelante este grupo flota haciendo lo que les da la gana por dos razones: una, pueden hacerlo (musicalmente hablando los tipos son muy buenos), y dos, porque son un grupo maduro a quienes los convencionalismos y “responsabilidades” del mainstream nunca les ha importado.

Este mes pasado cerraron su más reciente gira en el teatro Paramount de la ciudad de Oakland, California, un hermoso recinto que procura siempre mantener algo de ese glamur y elegancia de décadas pasadas, un escenario ideal para Pink Martini y la cantante que ahora los acompaña, Storm Large, una excelente intérprete cuyo mejor trabajo siempre es participando en un proyecto aparte de su carrera solista, pero su voz es ejemplar, y su actitud para aplaudir, tiene la belleza y sensualidad ideal, humor e irreverencia también. Deliciosa.

Storm Large tomándose una foto con una fan

El concierto fue un recorrido por todo tipo de canciones, viejas, nuevas, arreglos de antaño y dejos de improvisación, y un recordatorio de que estos son los grupos que se deben seguir oyendo o empezar si nunca lo han hecho antes. Música para estudiar, para una cena, leer, trabajar, para el camino, una reunión, fiesta, etc. Pocos momentos no son ideales para alguno de los discos o canciones de Pink Martini. Un grupo que no envejece aunque sus integrantes lo hagan.

* Publicada originalmente el 5 de Diciembre, 2011 en AlterEXA.

Advertisements

Leave a comment

Filed under MUSIC

¿Comentarios?

Please log in using one of these methods to post your comment:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s